Saltar al contenido

Una noche con Paris Hilton

Una noche con Paris Hilton

Una noche con Paris Hilton es un vídeo casero de la famosa actriz y modelo entre otras cosas. Paris Hilton ha tenido numerosos escándalos sexuales. Este vídeo es el enésimo, y los que faltan. Fue su ex pareja Rick Salomon quien difundió las imágenes de ella teniendo sexo en varias posturas y haciendo una mamada.

La historia del vídeo casero

Una noche con Paris Hilton o One night in Paris fue vídeo que grabó en 2003 con su ex pareja Rick Salomon, quien lo vendió masivamente, convirtiéndose en uno de los vídeos caseros más vistos de la historia. A día de hoy lo puedes ver en cualquier portal porno. Sin embargo Paris Hilton debe agradecer la gran fama que tiene a este vídeo, ya que gracias a él se convirtió en una celebrity mundial.

Una noche con Paris Hilton… tabú para la actriz

Una noche con Paris HiltonLa difusión de Una noche con Paris Hilton le ha llevado a tener una imagen de frívola. Durante años Paris Hilton ha mantenido silencio, hasta que por fin 6 años después concedió una entrevista donde destacó que para ella el vídeo es humillante y aconseja que las chicas que tengan pareja no lo hagan, por lo que pueda pasar. Fue a raíz del documental Paris no es Francia, de la MTV, donde se toca el tema. También ha confesado que querer a alguien y que haga esto es algo muy duro. Y por último destacar que gracias a esta experiencia Paris Hilton ha aprendido a ser más fuerte. Es una lección de la vida.

Descripción del vídeo Una noche con Paris Hilton

Una noche con Paris HiltonSe trata de un vídeo de más de 1 hora claramente de calidad casera. Aparece su ex pareja hablando de su relación con la celebrity. En el vídeo se ve una primera parte, con visión nocturna, donde follan en diferentes posturas. Después la imagen se aclara con la luz y aparece Paris Hilton en ropa interior negra muy sexy. Se quita las braguitas y Salomon le practica un cunnilingus. Seguidamente ella le practica una mamada de más de 10 minutos, hasta que Rick acaba corriéndose sobre sus pechos. En la primera imagen, las de visión nocturna, no se aprecia si es ella. Pero en las siguientes escenas con luz queda claro que no es otra persona. En todo momento se aprecia a la perfección el sexo explícito. Por lo que el morbo aquí es ver una cara conocida en la intimidad.

SI TE HA GUSTADO, COMPÁRTELO:
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Share on Tumblr
Tumblr
Pin on Pinterest
Pinterest
Email this to someone
email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *