Saltar al contenido

Mentiras, 1999

Mentiras, 1999

Mentiras, 1999 es una película realizada en Corea del Sur. El director y guionista es Jang Sun-woo, pero se basa en la novela de Jang Jung Il, una historia cruda de sadomasoquismo. La analizamos.

Sex Shop de María Ramos

Créditos de Mentiras, 1999

  • Título original: Gojitmal (Lies)
  • Año: 1999
  • Duración: 115 minutos
  • País: Corea del Sur
  • Director y guionista: Jang Sun-woo sobre la novela de Jang Jung Il
  • Reparto: Lee Sang Hyun, Kim Tae Yeon, Jeon Hye Jin, Choi Hyun Joo, Han Kwon Taek
  • Género: Drama, erótico
  • Puntuación: 4,6 puntos

Argumento de Mentiras, 1999

Publicidad tan escandalosa como El imperio de los sentidos. Tenemos una historia con contenido sexual explícito y crudo sadomasoquismo. Cuenta la relación íntima entre una estudiante de 18 años y un escultor 20 años mayor que ella. Participó en la selección oficial del Festival de Venecia, para bochorno del Vaticano. Considerada prohibida por la intolerable provocación pornográfica.

Mi opinión sobre Mentiras, 1999

Me ha parecido una película mucho más desagradable que El imperio de los sentidos. Digo desagradable porque una cosa es erotismo, pero otra crudo sadomasoquismo repetitivo. Y es que, a pesar de ser una película que traspasa los límites, no arriesga en la fórmula y acaba resultando repetitiva y monótona. Ojo, no veo mal que existan este tipo de películas, pero dentro del mundo del sadomasoquismo hay demasiadas prácticas que se pueden llevar a cabo para centrarse en los latigazos. Y lo cierto es que al principio se puede llegar a disfrutar, pero al final agobia y no encuentro el sentido de la historia que se cuenta, ya que hay algunos elementos inconexos y no termina de desarrollarse.

Gojitmal (Lies)

La crítica de Mentiras, 1999

Lo cierto es que muchas personas la han criticado por hacer apología pornográfica. Y también ha escandalizado por las escenas tan explícitas, llegando a ser obscena. Pero lo que está claro que el director fue tan valiente al mostrar al mundo un tema tan tabú como aislados están aquellos que lo practican. Pero superados estos límites perversos y puestos a verla, podemos decir que la fórmula tan repetitiva causa aburrimiento. Bebe directamente de Delicias turcas. También tiene un aire a El último tango en París. Y es que se compara con las mejores obras del cine erótico, pero se queda en simplemente escandalosa. Por ello obtuvo fama, pero poco más.

SI TE HA GUSTADO, COMPÁRTELO:
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Share on Tumblr
Tumblr
Pin on Pinterest
Pinterest
Email this to someone
email
María Ramos

Siempre he sentido pasión por el erotismo. Pero no de una forma vulgar, sino desde la sensualidad y el deseo del buen arte. Y por eso hablo de todo ello en mis artículos. También cuento mis experiencias sexuales en Secretos íntimos y vendo material casero en mi Sex Shop.

correo María Ramos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *